Kulfas

Vaca Muerta y el gasoducto en la carta de renuncia de Kulfas

El ex ministro de Desarrollo Productivo ratificó sus críticas a Cristina Fernández de Kirchner y apuntó contra la Secretaría de Energía.

Matías Kulfas dejó de estar a cargo del Ministerio de Desarrollo Productivo, tras la filtración de un mensaje institucional para periodistas donde se cuestionaban aspectos de la licitación del Gasoducto Néstor Kirchner. Sin embargo, el funcionario era uno de los señalados para ser despedido en el medio de la interna del gobierno que involucra al ala de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner y el presidente Alberto Fernández.

El acto por los 100 años de YPF en Tecnópolis sirvió para que la titular del Senado expusiera su mirada sobre la política energética, al reivindicar la reestatización de la compañía (expropiando el 51% de las acciones para el Estado), el pedido a Grupo Techint para que comience a fabricar la chapa de los gasoductos en el país (actualmente lo hace en Brasil al ser socio de una empresa que tiene esa tecnología) y las críticas al endeudamiento de la gestión de Mauricio Macri.

Tras el pedido de renuncia el sábado último, Kulfas redactó nada menos que 14 páginas para argumentar las acciones realizadas por el ministerio en estos años y le dedicó un gran espacio a la cuestión energética. El ex funcionario indicó que el propio Alberto Fernández le otorgó "la responsabilidad de gestionar la política energética del país" y que su gestión fue una de las encargadas de elaborar el Plan Gas.Ar (un programa de estímulos a la producción gasífera).

El Plan Gas y la política energética

"Si bien el plan estaba listo en julio de 2020, rápidamente aparecieron las voces críticas desde un sector de los entes reguladores, que decían que nuestra propuesta era antieconómica, con precios en torno a u$s 3,50 por millón de BTU, a los cuales consideraban 'caros'. Vaya paradoja, consideraban caro un precio que estaba por debajo de los niveles históricos del gas importado y por el que hoy se paga en torno a los u$s 30 y se llegó a pagar en el mundo en torno a los u$s 48", manifestó Kulfas.

El Plan Gas, de acuerdo a los cálculos de Kulfas, permitió ahorrar 6000 millones de dólares en importaciones, revirtió un declino del 10% anual de la producción (básicamente por la caída del convencional) y aumentó la oferta de gas un 30% (por el impacto de Vaca Muerta).

"El debate sobre el Plan Gas fue tan desgastante y absurdo que derivó en el traspaso de la Secretaría de Energía al Ministerio de Economía, pero finalmente primó la racionalidad, se aprobó, y usted reconoció públicamente hace pocos días mi intenso trabajo y el de los equipos técnicos de entonces para que se pudiera llevar a cabo, cosa que una vez más le agradezco", señaló.

Cristina Alberto acto YPF

Las tarifas subsidiadas

Kulfas marcó como segunda prioridad del gobierno el salir del "desquiciado sistema de subsidios a la energía que rige en nuestro país desde hace dos décadas, el cual tiene un enorme costo fiscal, es socialmente injusto, centralista, anti federal y pro rico. Como peronista me avergüenza cada día que pasa en el que el Estado argentino subsidia la energía de hogares acomodados de la ciudad de Buenos Aires o la zona norte del gran Buenos Aires, hogares que no necesitan, no solicitan ni valoran esos subsidios", apuntó.

Para el ex funcionario nacional, la racionalización del sistema era imprescindible a través de adecuaciones tarifarias que tuvieran en cuenta la crisis de ingresos de los hogares, a la vez que pueda dotarse de progresividad distributiva. "Lejos de ellos, el equipo de la Secretaría de Energía, que se fuera desplegando desde los entes reguladores, no hizo más que alimentar este sistema nefasto de subsidios", amplió Kulfas.

"En estos dos años y medio han ocurrido hechos trascendentes en el mundo: hubo una pandemia, se investigó rápidamente la genética del virus, se crearon varias vacunas, se desplegaron decenas de iniciativas para afrontar la pandemia, se aceleró la digitalización, cambiaron los sistemas mundiales de aprovisionamiento, pero en nuestro país, el equipo de la Secretaría de Energía no fue capaz de diseñar un sistema de segmentación de tarifas y cobrarle a los ricos y sectores de ingresos medio-altos una boleta de luz y gas sin subsidios", cuestionó.

El desarrollo de Vaca Muerta

Por último, Kulfas indicó que el tercer desafío del gobierno era la creación de un marco normativo y el despliegue de estrategias para el desarrollo de Vaca Muerta. "No es un tema menor: el sector energético es una de las llaves para resolver nuestro problema de restricción externa. Estamos hablando de un potencial exportador de más de u$s 30.000 millones. Una vez más, los avances fueron lentos, signados por un internismo exasperante dentro del propio equipo de la Secretaría de Energía, es decir, internismo dentro del internismo", volvió a apuntar Kulfas contra la cartera energética.

Ese escenario de internas fue el que sepultó el proyecto de ley de promoción de inversiones, anunciado en 2020 e incluso presentado ante los CEO y directivos en Casa Rosada, pero cuestionado por las provincias productoras, en especial Neuquén. Finalmente, el gobierno nacional implementó un decreto que resuelva un viejo reclamo del sector como es la libre disponibilidad de divisas.

"Asimismo, se produjeron las demoras del caso en el inicio del Gasoducto Néstor Kirchner, que ojalá pueda iniciarse rápidamente porque representa una posibilidad concreta de lograr el autoabastecimiento gasífero y luego avanzar en la estrategia exportadora, pero se ha perdido tiempo muy valioso que nos cuesta millones de dólares en importaciones", planteó.

Gasoducto Vaca Muerta Néstor Kirchner Cuenca Neuquina Gas.jpg

El gasoducto Néstor Kirchner

El ex ministro de Desarrollo Productivo mencionó en su carta su opinión sobre lo ocurrido tras el acto por los 100 años de YPF en Tecnopolis. "Si algo cabe reprocharse respecto al contenido nacional de los insumos del gasoducto, eso debe atribuirse pura y exclusivamente a las características de la licitación realizada por la empresa IEASA, cuyos miembros, al igual que el equipo de la Secretaría de Energía, responden políticamente a la Sra. Vicepresidenta", disparó Kulfas.

"Fueron declaraciones que realicé en ON, y que quedaran registradas por la radio AM 750 y formuladas ante varios periodistas allí presentes. Huelga adicionar la injusta acusación que la Sra. Vicepresidenta le formulara al señalarle que usted tiene que 'utilizar la lapicera' para forzar un mayor contenido nacional cuando dichas decisiones fueran adoptadas por IEASA", consideró Kulfas.

En esta nota

Comentarios