Argerich

Argerich: el sueño de la Vaca Muerta del mar

Según la Secretaría de Energía, entre febrero y marzo, se llevará a cabo el primer pozo exploratorio en la Cuenca Argentino Norte (CAN) 100.

“El offshore puede ser más grande que Vaca Muerta”. Esa es una de las proyecciones que hacen los actores de la industria sobre el Pozo Argerich. El proyecto se convertirá en la primera perforación en aguas ultra profundas de la actividad hidrocarburífera del país.

Los técnicos estiman que el bloque Cuenca Argentina Norte (CAN) 100 podría significar una producción inicial de 250 mil barriles por día generando un cambio en la vida de Mar del Plata.

Para comprobar ese potencial, el buque BGP Prospector comenzó la exploración de 15.000 km2 a más de 300 km de la costa de Buenos Aires y con una profundidad de 1.527 metros al lecho marino. Los trabajos se desarrollarán entre 100 y 150 días y se desarrollarán sin interrupción durante las 24 horas del día.

La embarcación realizará un relevamiento sísmico 2D y 3D. La sísmica 2D permite obtener imágenes en dos dimensiones de las capas de la tierra, sus formas y sus estructuras, mientras que la sísmica 3D genera gráficos tridimensionales que, con mayor detalle, permiten verificar la presencia o no de hidrocarburos.

La embarcación de 100 metros de longitud y 24 metros de ancho, con bandera de las Bahamas, utiliza cables robustos denominados “streamers” para capturar datos sísmicos del subsuelo, que luego serán procesados por expertos en geociencias con el objetivo de identificar áreas propensas a contener reservas de petróleo.

Equinor ha planeado abastecer periódicamente al buque sísmico durante su operación en la licencia, con aproximadamente una frecuencia de dos o tres semanas, mediante un buque de suministro en el Puerto de Mar del Plata, encargado de cargar combustible, alimentos, equipos y personal adicional.

Hay que recordar que BGP Prospector había atracado en el puerto de Montevideo en noviembre pasado, retirándose posteriormente debido a problemas legales que obstaculizaban la exploración en la Cuenca Argentina Norte. Para finalizar el contrato, las compañías pagaron una suma de 6 millones de dólares por la disponibilidad del buque, además de una multa asociada.

Luego de las tareas sísmicas, se espera que llegue el buque perforador en aguas profundas: Valaris DS-17. La embarcación se encuentra cumpliendo tareas en la Cuenca de Bacalhau, ubicada frente a las costas surorientales de Brasil y es capaz de operar en profundidades de agua de más de 3600 metros.

Esa capacidad de perforación le permitirá avanzar con las tareas en el bloque CAN-100 y corroborar los estudios preliminares de YPF sobre la posibilidad de contar con un yacimiento capaz de producir hasta 200 mil barriles de petróleo al día, lo que equivale a cerca del 40% de la producción actual del país.

En este sentido, el informe de “Memoria de Gestión” de la cartera energética adelantó que, entre los meses de febrero y marzo de 2024, se llevará adelante “la perforación del pozo Argerich x-1 dentro del área CAN-100, que será el primer pozo exploratorio de aguas profundas”.

De hallarse hidrocarburos, se ingresaría en la siguiente etapa, que es la de establecer los límites del yacimiento con pozos diseñados para testear el fluido a producir. Es recién en una tercera etapa cuando se perforarían los pozos de producción.

Cabe destacar que el Clúster de Energía Mar del Plata estimó el hallazgo de petróleo convencional abriría la oportunidad de generar inversiones por 40.000 millones de dólares en componentes nacionales y la contratación de unos 125.000 trabajadores para el sector durante las próximas tres décadas.

En esta nota

Dejá tu comentario