Proyecto

Un banco de datos para el shale

El gobierno neuquino recibió el interés de 10 empresas que quieren acceder a información desclasificada de Vaca Muerta. Quiere más herramientas para conocer todo el potencial de la formación geológica, para atraer a nuevos jugadores, pero también para tener una foto más precisa de los desarrollos en marcha. Ya envió un proyecto de ley a la Legislatura provincial.

POR FERNANDO CASTRO - fcastro@lmneuquen.com.ar

El gobierno neuquino ya recibió las preguntas de una decena de empresas que están interesadas en adquirir parte de la información desclasificada de áreas petroleras de Vaca Muerta. Fue en la etapa previa a la presentación de la Ley del Banco de Datos del sector Hidrocarburífero y Minero que la provincia acaba de mandar a la Legislatura, una norma que abre paso a que cualquiera que compre una licencia de uso de esa información pueda generar productos que permitirían saber, por caso, el potencial de determinado yacimiento.

Como contrapartida, además de recibir el pago de una licencia de uso por esos datos, la provincia obtendrá una copia del desarrollo que resulte del procesamiento de esos datos.

El ministro de Energía Alejandro Monteiro dijo que, de este modo, el Gobierno podrá acceder a “un mayor conocimiento del potencial geológico”, ya que las interesadas en adquirir esa información son “empresas que hicieron una inversión fenomenal en software y en el análisis de información sísmica, perfiles, y con gente que puede determinar los recursos que tiene la roca”.

bancos-datos-pieza1.jpg

Monteiro expresó que las eventuales desarrolladoras de estos productos “no podrán comercializar los datos, sino únicamente el producto que desarrollen con esa información”.

Al mismo tiempo, el titular de la cartera Energética indicó que “solo se pondrá a disposición la misma información que hoy están obligadas a darnos las compañías”, por lo que “no se les pedirá nada nuevo”. Los datos que se podrán adquirir “son solo los que se van desclasificando mes a mes, según van venciendo los plazos de la confidencialidad”, indicó.

Expresó que estos plazos oscilan entre los 3 y 5 años, y que mes a mes la Provincia desclasifica nueva información sobre las áreas petroleras.

Neuquén, luego de que una de estas empresas compre la licencia de uso, “le dará la información que estará declasificada de un área determinada”.

Luego, “ellos procesarán la información, nos devolverán el producto de ese procesamiento, entonces vamos a poder decirles a las compañías que estén en esos bloques ‘mirá el potencial que ténes’ y, en la medida que haya condiciones económicas, les vamos a poder exigir el desarrollo de determinado potencial”.

“Esto es lo más valorable, al margen de lo que pueda percibir la provincia por la venta de una licencia de uso de esos datos”, consideró el ministro en una entrevista con +e.

Monteiro dijo que es algo similar a lo que ocurre en áreas offshore en licitaciones de este año. “Generaron unos productos que se denominan multiclientes, porque los pueden vender a cualquier empresa. Había sísmicas 3D de bloques, esos datos fueron concedidos a empresas, y esto permitió desarrollar productos que posibilitaron comenzar a individualizar mejor a los bloques que fueron parte de la licitación”, expresó.

“No habrá exclusividad en el acceso a esta información”, dijo Monteiro. “Si hay tres empresas que quieren comprar la misma información para poder procesarla, lo van a poder hacer y al mismo precio”, aseguró.

bancos-datos-pieza2.jpg

Monteiro dijo que no hubo una ronda de consultas con las petroleras antes de confeccionar el proyecto de ley, ya que “la información que nos van a tener que dar es la misma que ya nos dan”.

“No vamos a ir en contra de los plazos de confidencialidad que están vigentes hoy, y no los vamos a modificar”, recalcó el ministro, y mencionó: “Hay varias empresas que están interesadas en adquirir prontamente la información”.

El banco de datos es parte de un proyecto de una ley que ya tienen los diputados. De hecho, el Gobierno ya se reunió con legisladores para acordar el posible tratamiento desde el primer tramo del 2020.

En esta nota

Comentarios