cobre

Taca Taca: el futuro del proyecto de cobre más importante del país

La mina prevé una inversión de US$ 3.500 millones y contempla exportaciones por más de US$ 2.000 millones anuales.

Todo parece indicar que en 2024 el mercado del cobre se perfila tan promisorio como incierto. De hecho, el precio promediará los US$3,85/lb este año, igual que en 2023, y US$3,9/lb en 2025. El mercado del cobre se ve con una tendencia positiva gracias al sostenido crecimiento en la fabricación de vehículos eléctricos para combatir el cambio climático, los intentos de China por retomar su senda de crecimiento, la normalización de la política monetaria en Estados Unidos y el pujante mercado de las tecnologías de energías limpias.

Sin lugar a dudas, a primera vista el contexto parece ser promisorio. Sin embargo, el panorama geopolítico -marcado por las tensiones bélicas y una serie de procesos electorales en el mundo- podría contraer los pronósticos.

En este punto, analistas especializados alertan que el precio del cobre podría ser más bajo que lo pronosticado por la estatal Comisión Chilena del Cobre (Cochilco) como consecuencia, sobre todo, de factores como la frágil situación macroeconómica de EE.UU (las proyecciones de la Fed hablan de un PIB anual cayendo desde un promedio de 2,6% en 2023 a 1,4% en 2024, con un rango de pronóstico donde lo más pesimista es 0,8% y lo más optimista es 2,5%).

Sumado a lo anterior y en medio de los intentos de China para que repunte su economía, está el riesgo geopolítico asociado a su conflicto con EEUU por la situación de Taiwán. Mientras Pekín persiste en su reclamación como parte de su territorio, EEUU apoya militar y comercialmente a la isla, que seguirá siendo gobernada por políticos de postura independentista.

En este contexto convulsionado, la demanda de cobre se mantendría estable gracias a los continuos requerimientos de los sectores tecnológicos de energías limpias y su infraestructura asociada, como baterías para la electromovilidad, turbinas eólicas, redes eléctricas, entre otros.

En el medio, Taca Taca

En el plano local, se supone que estamos en la recta final para la puesta en operación del llamado proyecto Taca Taca, en Salta, pero todo parece indicar que este año presenta desafíos extra por la macroeconomía.

Taca Taca es un depósito de pórfido de cobre, oro y molibdeno de alto potencial, dentro de la región de la Puna de Argentina, más específicamente en la provincia de Salta, a 230 km al oeste de la ciudad capital y a 55 km al este de la costa chilena.

Allá por 2014, la compañía canadiense First Quantum adquirió el 100 % de Taca Taca de Lumina Copper Corporation, a través de su subsidiaria, Corriente Argentina SA (CASA).

Esta mina -que prevé una inversión de más de 3.500 millones de dólares- tiene objetivos ambiciosos y contempla exportaciones por más de 2.000 millones de dólares anuales y la creación de 9.000 de empleos, directos e indirectos en su punto máximo de construcción.

Este es uno de los proyectos mineros más importantes del país, que además podría cambiar la matriz productiva de la provincia ya que convertiría a la minería en la principal actividad económica. Además, con la puesta en marcha de la mina se estima un impacto sustancial en el PBI de Salta, posicionándose como una jugadora importante en el mercado mundial del cobre.

Requerimientos y horizonte

La estabilidad macro es fundamental. Su puesta en funcionamiento de la mina requiere también contar con la operatividad de la línea férrea desde el yacimiento al paso Socompa, para flete y logística a través de Chile, complementada con una nueva ruta de acceso a Tolar Grande, y nueva línea de transmisión eléctrica.

La vida útil del yacimiento rondaría los 32 años y el cobre extraído alcanzaría un pico de aproximadamente 275.000 toneladas en los primeros 10 años de operaciones. Taca Taca también produciría 110.000 onzas de oro y 4.100 toneladas de molibdeno concentrado.

Sigue en pie

En estos días, la minera First Quantum Minerals y su subsidiaria Corrientes Argentina S.A. aseguraron al gobernador salteño, Gustavo Sáenz, su intención de ponerlo en marcha apenas sea posible. Es una buena noticia para la provincia ya que se trata de el emprendimiento minero más importante de la historia de Salta y uno de los más trascendentes del país.

“Continuamos articulando con el gobierno nacional para ajustar las condiciones fiscales para poner en marcha el proyecto”, dijo Sáenz, al terminar una reunión con John Dean, gerente general de Factibilidad de Proyectos, y Germán Pérez, superintendente de Finanzas y Administración de First Quantum Minerals.

El cobre, estratégico

El consumo mundial de cobre, un metal 100% reciclable, ha aumentado un 63% en el período 2010-2020. Al igual que el litio, el cobre también es estratégico. Actualmente el cobre es uno de los minerales más requeridos a nivel mundial por su rol clave en la expansión de los mercados de las tecnologías de la información y comunicaciones, electromovilidad y energías renovables.

A pesar de haberse puesto en operación numerosas minas de oro y plata, no se han abierto minas de cobre después del cierre de Bajo de la Alumbrera, en la provincia de Catamarca. Esta fue la única mina de cobre que tuvo Argentina hasta 2018, cuando por el natural agotamiento del mineral, dejó de producir.

En esta nota

Dejá tu comentario