empresas

El repunte llega con tensiones para las pymes

Las empresas del shale acusan a las petroleras de eludir 
la contratación de firmas locales. La CEPH afirma que ahorra en costos.

La implementación del programa de Valor Agregado Nacional (VAN) establecido en el Pan Gas.Ar para favorecer la contratación de bienes y servicios brindados por las pymes regionales a la industria petrolera genera un foco de tensión entre las operadoras, la Secretaría de Energía y los empresarios neuquinos.

Días atrás, la Cámara de Exploración y Producción de Hidrocarburos (CEPH) envió una carta al secretario de Energía, Darío Martínez, en la que transmitió su “preocupación” con los términos de la Resolución N° 144/2021, del 1º de marzo, que reglamenta la implementación del VAN.

La misiva, firmada por Manuel García-Mansilla, director ejecutivo de la cámara que nuclea a las productoras, asegura que esa norma incrementa las obligaciones asumidas por las adjudicatarias al momento de acordar su participación en el Plan Gas.Ar y que son contrarias a derechos reconocidos tanto en ese programa como en normas de jerarquía superior.

Uno de los principales cuestionamientos es que impone el cumplimiento de obligaciones “de manera retroactiva”. La CEPH asegura que la Resolución N° 317/20 fijó la ejecución del plan de abastecimiento de bienes y servicios a partir del primer año de vigencia del esquema, es decir, desde el 1° de enero de 2021. Indica que es imposible aplicar la retroactividad porque implicaría la readecuación de compras y contrataciones ya efectuadas o su terminación anticipada.

Por otro lado, cuestiona que se estableció un mecanismo que fija de manera automática el reconocimiento de costos diferenciales según la ubicación y, de esa manera, otorga a favor de ciertos proveedores un trato diferenciado por sobre otros.

“Esa disposición afecta la libertad de contratar y el derecho de ejercer industria lícita de las adjudicatarias del Plan Gas.Ar, así como la libre competencia y concurrencia de las empresas proveedoras, limitando la oferta de bienes y servicios y acotando el potencial desarrollo de la cadena de valor de la industria hidrocarburífera”, señala la CEPH.

“En los hechos, esto implicaría un margen de preferencia a favor de determinadas empresas que redundará en mayores costos operativos, en detrimento de la competitividad del sector”, agrega.

La CEPH detalla, además, una serie de quejas contra la Resolución 144/21 vinculadas a calificación y selección de proveedores y contratistas que llevan a cabo las operadoras y que deberían ser dejadas de lado, “incrementando el riesgo empresario”.

Otro punto cuestionado es que se califica como práctica desleal al ofrecimiento de precios inferiores a los habituales de plaza por parte de empresas controladas por las adjudicatarias del Plan Gas.Ar.

Fuentes que integran la mesa de trabajo de seguimiento de las inversiones y de cumplimiento del VAN indicaron que es necesario que las petroleras abran el juego a las firmas regionales y que deben entender que, si no, “van a tener problemas con la licencia social”. “Hay servicios, como movimientos de suelos o transporte, que se contratan a empresas de afuera cuando lo pueden hacer empresas de Neuquén a costos menores”, ejemplificaron.

Señalaron que hay algunas empresas que son reacias a entregar información detallada sobre los planes de incorporación de pymes locales en sus contrataciones, cuando “el Estado nacional está poniendo 5 mil millones de dólares en subsidios”. Si bien las principales operadoras estaban cumpliendo, la Resolución 144 empantanó los avances.

Desde el gobierno nacional sospechan que algunas petroleras apuraron las contrataciones para 2021 de forma de evadir el cumplimiento del VAN y que incluso han utilizado empresas controladas como proveedoras para dejar fuera de juego a firmas regionales. El desembarco de Darío Martínez en la Secretaría de Energía empoderó a los empresarios neuquinos. Fuentes de la industria consideran que la resolución 144/21 responde al compromiso político del funcionario nacional con los actores locales, quienes replicaron a la CEPH.

Fecene: "No se pueden permitir abusos de posición dominante"

La Federación de Cámaras del Sector Energético de Neuquén (Fecene) salió a replicar a la Cámara de Exploración y Producción de Hidrocarburos (CEPH) al asegurar que están “contratando empresas que no son locales y ni siquiera regionales, otorgando preferencias en plazos, contratos y relaciones”.

Fecene aseguró que la retroactividad de la Resolución 14/2021 surge como consecuencia de una prórroga pedida por las operadoras y que su espíritu es que no haya efectos negativos en la cadena de valor local. Agrega que los contratos firmados por las operadoras con las subcontratistas contienen, en su gran mayoría, cláusulas de rescisión con una anticipación de 30-60 o más días, y es habitual que se produzcan cambios de proveedores en los contratos.

“También es bueno recordar la rescisión de los contratos que se produjo de manera masiva en el año 2020, afectando de manera unilateral y confiscando acreencias a muchas pymes locales y regionales. Por lo tanto, ni es imposible ni es ilegal”, indicaron los empresarios locales. “Respecto de los costos, solo cabe decir que lo que se permite es igualarlos, lo que va a impulsar a los cotizantes extraterritoriales a bajar sus precios, o sea que los costos van a bajar y no subir”, indicaron. “No se pueden permitir maniobras que son todo lo contrario de la pregonada libre competencia y constituyen practicas oligopólicas o abusos de posición dominante”, dijeron.

En esta nota

Comentarios