Vaca Muerta

"Vaca Muerta se desarrollará de manera exponencial"

Flavia Royón consideró que el Gasoducto Néstor Kirchner permitirá que Vaca Muerta marque el destino de la Argentina.

En el acto de partida de la primera tanda de caños destinados a la construcción del Gasoducto Néstor Kirchner (GNK), la secretaria de Energía de la Nación, Flavia Royón, destacó que “la obra del gasoducto va a marcar el destino de la Argentina al permitir desarrollar Vaca Muerta de manera exponencial”.

La ceremonia se realizó en la localidad bonaerense de Campana y contó también con la presencia del ministro de Economía, Sergio Massa; el presidente de Enarsa, Agustín Gerez, y el titular de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), Carlos Castagneto.

“El Gasoducto Néstor Kirchner es el primer paso de la materialización de un proyecto estratégico para nuestro país, comprendido dentro del Programa Transportar 1 y 2”, manifestó Royón.

Va a posibilitar el abastecimiento de los argentinos, llevar el gas al interior del país, desarrollar nuestras industrias y contar con una matriz energética competitiva”, expresó.

Al finalizar el acto partieron los camiones con el primer grupo de ductos que forma parte de las obras Mercedes-Cardales y Neuba II, complementarias del GPNK en su Etapa I.

En ese mismo sentido, Gerez consideró que “la construcción del gasoducto es una obra de transformación de la Argentina, nos va a permitir acceder a energía a precios competitivos, generar empleos, sustituir importaciones y generar divisas”.

“Va a marcar el rumbo de Argentina por los próximos 25 años, tendrá impacto en las economías regionales y, a la vez, fortalecerá la integración regional con los países vecinos que demandan nuestra energía. El objetivo de esto es alcanzar la soberanía energética, poder abastecernos con recursos propios para que el desarrollo industrial se haga con nuestra energía”, indicó el presidente de Energía Argentina.

“Los caños que estamos despachando hoy se compraron en 2008 y 2012 y por decisiones del gobierno anterior los desarrollos de nuevos gasoductos se habían discontinuado, una decisión que no solo frenó la obra, sino que afectó el desarrollo del sector hidrocarburífero. Hoy empezamos a materializar un proyecto para el bien de los argentinos y argentinas”, afirmó.

Los ductos transportados se utilizarán en el gasoducto Mercedes-Cardales y en la ampliación del Neuba II; se trata de 7.444 tubos de 30 y 36 pulgadas que habían quedado sin uso al quedar paralizadas las ampliaciones de gasoductos troncales.

En el caso de la construcción del Gasoducto Mercedes-Cardales, se usarán caños de 30 pulgadas desplegados en 80 kilómetros de extensión y para la ampliación del Neuba II se usarán cañerías de 36 pulgadas a lo largo de 29 kilómetros.

En esta nota

Comentarios