RONDA DE REUNIONES

Comienzan a debatir por el futuro de Vaca Muerta

Lo confirmó el gobernador Omar Gutiérrez, quien sostuvo: "Vaca Muerta tiene que ser una política pública de estado". Participará el ministro Kulfas.

El gobernador Omar Gutiérrez confirmó que este martes comienza la ronda de reuniones para abordar el parate en Vaca Muerta, una serie de encuentros con actos de la industria que anticipó el viernes último en el almuerzo del IAPG en Buenos Aires por el Día del Petróleo. El objetivo es desbloquear las inversiones en la formación shale, donde las petroleras pisaron el freno con las últimas medidas del ex presidente Mauricio Macri y que tuvo su corolario con los 600 telegramas de despido.

Las reuniones por Vaca Muerta arrancarán el martes desde las 15 en Buenos Aires, informó Gutiérrez, tras participar de la inauguración del nodo vial en la zona norte de Neuquén capital. "Tenemos todo el día agenda en Buenos Aires, iniciamos la ronda de diálogo para escuchar a cada compañía hidrocarburífera que está trabajando en la Cuenca Neuquina. Ya tenemos las reuniones acordadas y vamos a participar junto al ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas", detalló el gobernador.

"Compañía por compañía nos vamos a sentar, vamos a poder intercambiar y vamos a poder dialogar", señaló Gutiérrez. Y añadió: "Ver la trayectoria, la situación actual, y cómo visibilizamos las distintas necesidades para hacer realidad algo en el cual todos estamos de acuerdo, el potencial de Vaca Muerta".

"Nadie tiene dudas respecto del potencial tremendo que tiene Vaca Muerta, de todo lo que hemos avanzando y que Vaca Muerta tiene que ser una política pública de estado. Para esto, a partir de mañana, como había comprometido, articulando con el gobierno nacional y las operadoras, los Sindicatos, las Pymes, y las compañías de servicio, empezamos a llevar adelante las distintas reuniones", sostuvo el mandatario neuquino.

Gutiérrez hizo el llamado a todos los involucrados en la industria en el almuerzo del IAPG el viernes último, donde se celebraba el Día del Petróleo en un tradicional evento desarrollado en el Hotel Sheraton. El freno en el número de etapas de fractura -en noviembre fueron 537, cuando antes de agosto se proyectaban unas 700 mensuales- y la fuerte reducción en el número de equipos de perforación -hay 36 en actividad, antes de agosto había 53-, junto a la crisis de los telegramas, motivaron a estas reuniones urgentes.

El mandatario neuquino recordó su pedido a las empresas para que “frente a un gobierno nacional nuevo, que recién está entrando en sus respectivas funciones, no se tome ninguna sanción con puestos de trabajo” mientras avanza la mesa de diálogo. "No hay posibilidad de que se caiga un solo puesto de trabajo - remarcó el gobernador-. El secretario general de Petroleros Privados, Guillermo Pereyra, está de acuerdo con este pedido".

En esta nota

Comentarios