Pymes

Las pymes, preocupadas por el freno total a Vaca Muerta

La imposibilidad de transportar insumos golpea a las empresas regionales. Desde FECENE llaman a la reflexión de los actores involucrados en el conflicto.

Desde que comenzaron los cortes de ruta hacia los yacimientos petroleros, la actividad viene mermando y quedando prácticamente en piloto automático. Además del desabastecimiento en los combustibles, el movimiento económico empieza a mermar y esto perjudica a toda la cadena de producción de hidrocarburos, en particular a las empresas regionales.

"La actividad está en una situación pésima porque está parada. Hay gente trabajando en Añelo pero con imposibilidad de recibir los insumos. El problema es muy serio y que es peor si se le suma que venimos de un año muy malo", señaló Edgardo Phiellipp, vicepresidente de la Federación de Cámaras de Empresas Energética de Neuquén (FECENE), la entidad que engloba a las pymes petroleras de Vaca Muerta.

Después del 2020, con la crisis por la pandemia que tuvo un fuerte impacto en la industria hidrocarburífera, las pymes de Vaca Muerta celebraron el Plan Gas.Ar y el mayor movimiento de equipos de torre en la cuenca Neuquina. De acuerdo a Phiellipp, los problemas para las empresas regionales se agudizarán porque el impedimento para trabajar implica pérdidas de ingresos.

"Nosotros exhortamos a que se reflexione y que se pueda realizar una solución a través de mecanismos razonables ajustados a derecho", remarcó el titular de FECENE. El llamado de las empresas regionales es a que las partes involucradas, autoconvocados y Provincia, retomen el diálogo con las propuestas necesarias para que las medidas de fuerza se flexibilicen y permitan el trabajo al resto de las actividades.

FECENE expresó a través de un comunicado su "profundo malestar y descontento por la metodología de protesta". Phiellipp indicó que se está llegando a un punto de violencia, como se vio en el enfrentamiento entre los autoconvocados y los transportistas, que rompe el contrato social de convivencia y cada día que pasa oxida las posibilidades de retomar el diálogo.

En esta nota

Comentarios