pymes

Importaciones, calvario de las pymes en Vaca Muerta

El "corredor verde" aduanero para importar herramientas e insumos aún no llegó a las empresas más chicas, que se encuentran con el escollo de conseguir dólares.

Las pymes, sobre todo las que giran en el tercer anillo de facturación en la provincia de Neuquén, aún no gozan de los beneficios del “corredor verde” aduanero para las importaciones, más allá de los anuncios que hizo el gobierno nacional respecto de la obra puntual del gasoducto Néstor Kirchner.

Se trata de un grupo de empresas muy dependientes de las compañías de servicios, con dificultades para acceder a suculentos contratos con las operadoras multinacionales y que en estos días tienen que abastecerse de herramientas e insumos, principalmente del acotado mercado interno, para sobrevivir a las demandas de Vaca Muerta.

El anuncio que hizo el ministro de Economía de la Nación, Sergio Massa, para que las compañías puedan disponer “divisas para todos” y el corredor verde en términos aduaneros para las empresas importadoras de Vaca Muerta, aún espera un mayor beneficio para el sector pyme neuquino.

La aduana neuquina, que tiene un nuevo depósito desde el año pasado, está especializada en la industria hidrocarburífera, pese a que de los 300 clientes que tiene, alrededor del 30% pertenece a ese sector, que importa desde herramientas especializadas hasta maquinarias y repuestos. Pero no todos los clientes tienen la espalda para juntar los dólares, debido a las restricciones, y sortear el complejo camino administrativo de la importación.

Hasta ahora, la única medida que rige para Vaca Muerta es la que dispuso la resolución 16/2022 publicada dentro de un paquete de incentivos para el sector hidrocarburífero. Y se trata de un nuevo canal para simplificar los trámites de las importaciones de maquinarias, infraestructura e insumos vinculados con el gasoducto que va desde Tratayén hasta Salliqueló.

“Hoy, cualquier mercadería puede pasar por la Aduana de Neuquén, incluso se habilitó para sustancias peligrosas, también desde el aeropuerto de Neuquén, para cargas chicas. El tema del canal verde será a nivel nacional, pero todavía no hay nada oficialmente, sabemos que se está trabajando en el tema”, sostuvo a +e Natalia Muguerza, gerente comercial del Depósito Fiscal Aduanero de Neuquén (DFAN).

Las pymes son las más perjudicadas para entrar en el sistema de importación, ya sea por los complejos trámites o por conseguir dólares. Este nuevo incentivo que lanzó el Gobierno, que es el acceso simplificado para los importadores por un monto semejante al que registraron el año pasado y la posibilidad de financiar a 180 días cualquier excedente que requieran, es complejo para muchas.

“Las pymes durante 2020 y 2021, por la pandemia, han importado muy poco y la mayoría no tiene cupo, y eso afecta drásticamente a algunas. Te van a dejar girar hasta 50 mil dólares o 180 días, y eso afecta directamente al sector de las chicas”, dijo Muguerza.

El sector que no tiene problemas con el giro de divisas son las operadoras y, en menor medida, las grandes empresas de servicios. Pero la pregunta en el sector más vulnerable pymes es cómo pueden las empresas chicas seguir abasteciendo a las operadoras y cumpliendo contratos en este contexto restrictivo. El solo hecho de pensar que un proveedor en el exterior pueda financiar a una pequeña empresa neuquina un pago en dólares a seis meses resulta de un realismo mágico.

El drama no es el acceso a los permisos de importaciones, sino los giros de divisas, que son un freno importante. Sin dólares para comprar, las empresas tienen que irse al “dólar MEP”, divisa que se consigue en el mercado de capitales y que es sensiblemente de menor costo que el dólar solidario con un 70% de impuestos en argentina.

“Todo lo que es bienes de capital se puede pagar de manera anticipada y vemos un crecimiento en Vaca Muerta. Pero en lo que es repuestos, insumos consumibles y herramientas es donde vemos un freno para poder girar las divisas. Solo en las pymes y no en las empresas del primer y segundo anillo”, indicó la gerenta comercial del DFAN. “Lo que vemos es que los anuncios oficiales hay que escribirlos para que sean beneficiadas las pymes”, indicó.

Así las cosas, con Vaca Muerta en pleno boom, las pymes la ven pasar de costado.

En esta nota

Dejá tu comentario