Merkel

Merkel defiende abandonar la energía nuclear pese a los retos climáticos

La canciller saliente dijo que se opone a cualquier plan de la Unión Europea para etiquetar la energía nuclear como "sostenible".

La canciller Angela Merkel reafirmó su decisión de eliminar la energía nuclear, a pesar de que la medida trajo dificultades al abandono de los combustibles fósiles por parte de Alemania.

En una entrevista con Reuters, la canciller saliente dijo que se oponía a cualquier plan de la Unión Europea para etiquetar la energía nuclear como "sostenible".

"Es cierto, por supuesto, que ahora nos enfrentamos a la ambiciosa y desafiante tarea de completar la transición energética, eliminando progresivamente el carbón y la energía nuclear", dijo Merkel, quien dejará su cargo una vez que un nuevo Gobierno haya tomado posesión tras las elecciones de septiembre.

"Pero también es cierto que esto valdrá la pena para nuestro país si lo hacemos bien", sostuvo.

La funcionaria, que lleva 16 años al frente de su país, impulsó que Alemania abandonara la energía nuclear tras el desastre de Fukushima en Japón hace una década, una decisión con la que la mayoría de los alemanes están de acuerdo.

Sin embargo, hizo que su país dependiera más del carbón, impidió que cumpliera su objetivo de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero en un 40% respecto a los niveles de 1990 para el año pasado y contribuyó a aumentar los costes de la energía para la industria y los hogares.

Frente a estas medidas, Merkel fue acusada de no invertir lo suficiente para promover la expansión de las fuentes de energía renovables, como los parques eólicos y solares, incluso cuando su Gobierno impulsó la eliminación del carbón para 2038.

Los tres partidos que negocian la formación de un nuevo Gobierno quieren adelantar ese plazo a 2030.

De acuerdo a Reuters, el ejecutivo de la UE, la Comisión Europea, está elaborando una "taxonomía" de financiación sostenible que establece qué actividades cumplen los criterios medioambientales para poder optar a la financiación de un programa de inversión sostenible de la UE.

Un documento consultado por el medio en marzo indicaba que los expertos estaban preparando la calificación de la energía nuclear como sostenible porque no tiene las emisiones de dióxido de carbono que producen los combustibles fósiles.

Merkel dijo que Alemania seguiría oponiéndose al plan, pero reconoció que sería difícil reunir a otros 19 miembros tras su posición para bloquearlo.

En esta nota

Comentarios