canasta energética

Así será la canasta energética que piensa subsidiar el Gobierno

El equipo de Eduardo Rodríguez Chirillo empezó a definir las cantidades mínimas por mes que estarán contempladas en el esquema de subsidios. ¿Se mantiene la zona fría para la Patagonia?

Apurado por poner en marcha cuanto antes el nuevo esquema tarifario para empezar a reducir los subsidios, la Secretaría de Energía ultima detalles para presentar la canasta básica energética.

Allegados al secretario Eduardo Rodríguez Chirillo indicaron a +e que la idea es subsidiar a aquellos hogares que gasten más de un 10% de sus ingresos mensuales en el pago de esa canasta de gas y luz. En Buenos Aires esa cobertura estaría dividida equitativamente en un 5% para el gas y un 5% para la electricidad, pero cambiaría de acuerdo a la zona bioclimática. La parte subsidiada será el excedente de consumo de esos porcentajes.

“Van a ser 5 o 6 zonas. Ya tenemos evaluada la zona centro, norte y sur. En el centro podrían ser 30 m3 por mes en verano y 90 m3 en invierno”, destacó una de las fuentes consultadas.

Diferencial patagónico y zona fría

Lógicamente que ese rango será mucho más alto en la Patagonia, donde el consumo promedio es de 5 a 12 veces más alto que en Buenos Aires. Sin embargo, todavía falta esperar lo que sucederá con la sanción de la Ley Ómnibus. Si la misma mantiene el régimen de Zona Fría, la canasta energética no otorgará este beneficio adicional porque ya estaría cubierto con la reducción del propio precio del gas de manera directa.

“Lo estamos previendo. Entendemos que cuando vayamos a aplicar el nuevo esquema, el tema de zonas frías estará resuelto a través de la ley”, confían en el Gobierno.

gas licuado de petróleo GLP.jpeg

En cuanto al sistema de gas por garrafa, se mantendrá el Programa Hogar y quedará afuera de la canasta energética en el corto plazo. Como explicó +e, se procederá a una recategorización y una redeterminación de la cantidad de garrafas que se entregan porque se sospecha que tanto el universo de beneficiarios como los montos que se transfieren están sobreestimados.

Ya en una segunda etapa, se buscará unificar al GLP con el mismo esquema que tiene la luz y el gas por redes. “Lo queremos englobar en la canasta, pero van a ser transiciones. Vamos a dejar todo preparado. Sabemos que el que sólo tiene electricidad, es un posible usuario de GLP”, sostienen.

Primero aumentará la luz

De todas maneras, si bien la audiencia de gas fue la primera en realizarse y todo hacía pensar que los nuevos cuadros tarifarios estarían vigentes desde el primero de febrero, una orden del Ministerio de Economía hizo que se modifiquen los planes.

El ministro de Economía, Luis Caputo, está preocupado por el impacto tarifario en la inflación y considera que poner en marcha el ajuste en luz y gas de manera simultánea sería muy perjudicial. En ese sentido, la electricidad tendría prioridad por su mayor representación en el gasto de subsidios y porque estamos atravesando justo el período de mayor consumo.

En cambio, como los consumos de gas están en el momento más bajo del año, consideran que la aplicación de los nuevos cuadros tarifarios puede esperar un poco más.

En esta nota

Dejá tu comentario