acuerdo

Pereyra anticipa cómo sigue la negociación petrolera

Mañana el gremio tiene un encuentro determinante con las cámaras petroleras. Luego será el turno del gobierno provincial. Claves del acuerdo de Vaca Muerta.

El Sindicato del Petróleo y Gas Privado de Neuquén, Río Negro y La Pampa podría dar mañana el primer paso hacia un acuerdo marco para la reactivación en Vaca Muerta.

Desde las 14, la entidad sindical se reunirá a través de una videoconferencia con las cámaras empresarias del sector, CEOP y CEPH, para saldar uno de los puntos pendientes del preacuerdo de sustentabilidad y empleo del sector petrolero al que ambos sectores arribaron el fin de semana pasado: se trata del reclamo del 16% de actualización salarial. Esa variación se desprende de una cláusula vigente desde la paritaria del 2019, que estableció una compensación para equiparar los sueldos del sector con la inflación hasta marzo pasado.

La cláusula había quedado pendiente y no se había disparado en medio de la caída de la actividad por las condiciones económicas del último año y ante la baja en el nivel de actividad producto de la pandemia.

En diálogo con +e, Pereyra dio detalles de los pasos a seguir luego de ese primer acercamiento que tiene en mañana un día clave para el tema de fondo. Se trata del capítulo dos de la negociación, uno en que el gobierno provincial, las cámaras empresarias y la entidad sindical buscarán una posible reactivación del sector, en definitiva, lo que está en juego por estas horas.

“Primero está nuestro acuerdo del jueves con las cámaras empresarias y luego el gobierno provincial, como titular de las áreas productoras, se pondrá de acuerdo sobre cómo será la reactivación”, adelantó el gremialista.

“Recién cuando ellos se hayan puesto de acuerdo, nosotros vamos a firmar la propuesta que nos acercaron las empresas sobre la reactivación”, explicó. Es que por fuera del incremento salarial que podría saldarse mañana está el planteo que realizaron las productoras y empresas de servicio.

Desde hace al menos dos meses, con YPF a la cabeza, vienen sosteniendo que para comenzar a “levantar equipos” el sector necesitan optimizar un 30% su productividad en las áreas de Vaca Muerta, que este año registrará su peor caída de inversiones en los últimos cinco.

En el preacuerdo firmado el sábado, el gremio consiguió el compromiso de que cualquier modificación en la metodología de trabajo “no implique un avance en el convenio colectivo de trabajo”, según lo que informó Pereyra en diálogo con este medio.

“El gobierno provincial va a intervenir en una parte que es importantísima. Una vez que establezcan la forma que tendrá esa reactivación, nosotros vamos a firmar”, afirmó el ex senador del MPN.

El contexto en el que las parten buscan ponerse de acuerdo está signado por la caída del último acuerdo salarial que rigió, en dos etapas, hasta el 31 de agosto pasado.

A través de ese acuerdo, unos 17 mil trabajadores de la Cuenca Neuquina percibieron un salario con un tope del 60% mientras estaban en sus casas. En la práctica, fue algo que también puso en problemas a pymes de la cadena de valor del shale que no pudieron pagarlo y terminaron estableciendo arreglos persona a persona en el contexto de crisis.

Desde el preacuerdo del fin de semana pasado, y una vez que el gobernador Omar Gutiérrez acerque posiciones con las petroleras, el personal en esta condición comenzará a rotar en las áreas de Vaca Muerta. “La rotación implicará un salto salarial importante. No es lo que vienen percibiendo en el contexto de la pandemia bajo ningún punto de vista”, expresó Pereyra ante una consulta de este medio.

“Ya no reige el 223 bis (en referencia al de la suspensión para parte del personal), porque no firmamos ningún acuerdo más. Necesitamos empezar a trabajar para recuperar la actividad”, dijo el sindicalista.

Ante una consulta, expresó que “todavía no hay un número definido” de equipos de perforación que permitan dar el tenor de lo que será el nivel de actividad. Pero resaltó que, al margen de lo que se termine definiendo en ese sentido, “hay 82 pozos en Loma Campana que ya fueron perforados y que YPF va a necesitar completar, lo que ya va a dar un nivel de actividad importante”.

Tal como lo adelantó +e el mes pasado, se trata de perforaciones realizadas en campañas anteriores a las que también apuesta la empresa controlada por el Estado nacional para obtener crudo una vez que suba la demanda interna. La otra alternativa es destinar ese petróleo a exportaciones, una opción que las petroleras con áreas en el segmento shale empezaron a explorar en los tres últimos meses

Los detalles que dio de la previa del acuerdo

Pereyra también dio detalles de cómo fue el camino hacia la búsqueda de consensos que podría comenzar a resolverse desde esta semana-

“Hace un mes tuvimos una primera reunión con el ceo de YPF, Sergio Affronti, para ver cómo empezábamos a reactivar la situación, en un contexto en que la empresa no tienen ningún equipo perforando. Hicimos la reunión en la residencia del gobernador. Estuvimos los tres en la residencia del gobernador”, dijo Pereyra, quien contó que en ese momento “trazamos una línea de trabajo, la seguimos dos o tres días después, también con el vicepresidente de No Convencional Pablo Iuliano”.

Afirmó que “íbamos avanzando hasta que nos trajeron una propuesta que avanzaba contra el convenio colectivo de trabajo, a lo que nos opusimos férreamente como es de estado público”, algo que “tensó la buena relación que tenemos” y que “luego terminó abriendo paso al preacuerdo ya firmado" que transita por estas horas una etapa de definiciones.

En esta nota

Comentarios