Hidrógeno

"El hidrógeno es una oportunidad real para el país"

Juan Carlos Bolcich, presidente de la Asociación Argentina del Hidrógeno, analizó la actualidad del sector y destacó sus beneficios.

A mediados de mayo, el foro Hacia una Estrategia Nacional Hidrógeno 2030, una propuesta del Consejo Económico y Social (CES), abrió un debate para construir una estrategia nacional con este recurso.

En una entrevista con +e, Juan Carlos Bolcich, un precursor del hidrógeno en la argentina, consideró que la propuesta del CES brinda un “panorama interesante para el futuro”, pero advirtió que aún “estamos hablando de consideraciones”.

“Los resultados los vamos a ver cuando tengamos proyectos cerrados, se hagan las inversiones, se pongan en marcha las plantas y se empiecen a disfrutar de los beneficios de estas tecnologías, de un ambiente limpio y de la energía cada vez más barata a futuro”, señaló.

“Antes, cuando yo hablaba de plazos de 20 años, me decían que era una locura. Y hoy 20 años no son tanto. Estas cosas son de impacto conceptual, de costumbre, de paradigma, y no solo incluyen las cuestiones técnicas sino también las costumbres y la aceptación del público. Requiere tiempo, pero con un tiempo más dedicado, que es lo que la Estrategia Nacional del Hidrógeno intenta lograr”, analizó.

Hidrógeno - Juan Carlos Bolcich.jpg

Los usos del hidrógeno

Desde la Asociación Argentina del Hidrógeno, que preside Bolcich, aseguran que el elemento, al ser altamente inflamable y reaccionar fácilmente con el oxígeno, es muy adecuado como combustible limpio. El hidrógeno no tiene mucha más peligrosidad que el petróleo, el gas natural o la nafta. En este marco, la entidad detalla que una de las aplicaciones más interesantes que se le puede dar al elemento es su uso en motores de vehículos como automóviles, camiones, trenes, aviones y buques, donde algunas de las compañías más importantes ya producen motores diseñados para este tipo de energías.

Bolcich, también ex director del Instituto Balseiro, subrayó que el hidrógeno “puede ser implementado para diversos sectores”. Así, agregó que otro empleo apropiado podría ser en la generación eléctrica estacionaria en domicilios particulares o en centros urbanos, mediante celdas de combustible (FC) o motores de combustión interna adaptados especialmente.

“Dentro de los usos del hidrógeno, creemos que la industria naval es muy importante. En el caso de los autos, es más difícil competir porque implica una cuestión de adaptación. Yo sigo insistiendo en el caso de los motores de vehículos: su generación no es despreciable porque tienen una mejora año a año. Los motores siguen evolucionando”, agregó.

El especialista celebró el avance de la energía solar y eólica a nivel local y mundial, pero alertó de sus limitantes debido al tiempo de disponibilidad de sus recursos. “Hay que promover más el desarrollo de las renovables, saquémosle el techo, miremos al cielo, y apostemos al hidrógeno”, sostuvo.

“Creemos que se puede impulsar a esta industria, pero va a llevar varios años y además tiene que haber un acompañamiento de desarrollo nacional. Es necesario que optimicemos todos los parámetros para bajar los costos. Si uno mira el valor de la tonelada de hidrógeno, es de u$s 2000. Estamos hablando de un mercado que va a tener gran demanda”, puntualizó.

hidrogeno.jpg

Precisiones para el país

Bolcich hizo énfasis en la necesidad de desarrollar el mercado interno, para de esta manera fomentar la cadena de valor de la actividad, el empleo y el crecimiento de la industria nacional. En esta línea, remarcó que para lograr este objetivo, el sector requiere de “tiempo, dinero y adaptación”.

“Hacen falta técnicos y operarios especializados. No es una crítica, sino una observación hacia donde tenemos que apuntar para mejorar para que este posible camino del hidrógeno sea una realidad”, manifestó. “Estamos frente a una oportunidad nueva y es real, porque el planeta lo requiere”, dijo.

1-hidrogeno-verde-PRINC.jpg

> Pionero de la energía del futuro

Juan Carlos Bolcich fue uno de los impulsores de la primera Planta Experimental de Hidrógeno en Pico Truncado, en la provincia de Santa Cruz, construida en 2003.

Aquel proyecto contó con apoyo de la Provincia y de Nación, también aportes desde Canadá, Alemania y Japón. En 2015, por falta de financiamiento, frenó su actividad, aunque en 2021 hay una chance para reactivarla.

Años más tarde, en 2008, surgió la planta de hidrógeno de la empresa Hychico, del grupo Capex. Para Bolcich, la iniciativa constituye la experiencia más importante que tiene Argentina en operación.

En esta nota

Comentarios

Te puede interesar