Fecene

Colapsan las pymes petroleras y no pueden pagar los sueldos

Adoptaron un sistema de pago que para los trabajadores que están en sus casas implicará cobrar $30 mil por mes. Cuestionan a empresas de servicios de trasladarles su "presunta crisis financiera".

David Mottura - motturad@lmneuquen.com.ar

Las empresas regionales que prestan servicios en el sector del petróleo y gas no podrán pagar los sueldos al 100%. La situación financiera es grave, con muchas de las pymes sin haber cobrado los fondos de emergencia de Anses y pagos de las grandes empresas por sus tareas con importantes descuentos. Es en este contexto que la Federación de Cámaras de Empresas Energéticas de Neuquén (Fecene) tomó una decisión sobre el pago de haberes de mayo.

"No podemos afrontar, por no disponer de recursos, las obligaciones salariales correspondientes al mes de mayo corriente, y hemos decidido establecer como pauta orientativa general la de abonar $70.000 a los trabajadores activos y $30.000 a los trabajadores en domicilio", señala Fecene en un comunicado.

La entidad que nuclea a las cámaras pyme explica que la situación financiera por la que pasan, en medio de la baja de actividad por la pandemia del COVID-19, "se encuentra en colapso como consecuencia de los atrasos en los pagos y las exigencias de las empresa" operadoras y de servicios especiales.

En el texto, Fecene señala a Pluspetrol e YPF además de Schlumberger, San Antonio Internacional, Baker Hughes, Weatherford, Halliburton y DLS. "Han trasladado a la trama empresaria regional el peso de su presunta crisis financiera, incluyendo mora en obligaciones que llegan hasta el mes de diciembre 2019 o enero 2020, antes de cualquier pandemia o caída de los precios", apunta.

En este nuevo duro comunicado, Fecene advierte el colapso de las empresas regionales. Ya no es sólo el desfinanciamiento, sino que los cambios en las reglas de los contratos, con estos fuertes descuentos en sus servicios, está provocando una descapitalización de las pymes. Muchas de ellas están yendo con rumbo a la desaparición.

Como viene informando +e, el mes crítico es junio cuando las pymes tengan facturación cero debido a la baja actividad de abril y los descuentos en los servicios realizados. Como los pagos se hacen de 60 a 120 días, el sexto mes del año es el momento donde habrá facturación mínima o facturación cero.

"Hasta el momento hemos conservado el empleo y afrontado retribuciones salariales en cuya determinación no hemos intervenido, a contrario de las empresas citadas", remarca la organización de empresas regionales.

Pese a la inclusión del Código 91000, el Programa de Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción (ATP) no alcanzó a todas las empresas regionales. Muchas pymes que lograron facturar alguna cuenta pendiente con grandes empresas se pasaron del 5% de pérdida que establece como requisito la Anses, por lo que entraron en un nuevo proceso de negociaciones para justificar que están en proceso de crisis por la pandemia.

"Hemos agotado todos nuestros esfuerzos para lograr que se satisfaga la simple petición de que se nos pague lo que se debe hace meses. Pedimos disculpas a todos nuestros trabajadores, no es nuestra responsabilidad que se nos ahogue financieramente y se nos coloque en esta imposibilidad. Sabemos que para que exista empleo y remuneraciones adecuadas, debe existir la empresa", culmina el duro comunicado.

LEÉ MÁS

Duro reclamo de las pymes petroleras por los pagos atrasados

Phielipp: "Las empresas regionales pueden colapsar"

En esta nota

Comentarios