empresas

Pereyra: "hay un acercamiento" con las petroleras

El gremialista de la Cuenca Neuquina se refirió a la negociación de esta tarde con las empresas productoras con áreas en Vaca Muerta.

El secretario general del Sindicato del Petróleo y Gas Privado de Neuquén, Río Negro y la Pampa, Guillermo Pereyra, consideró que hubo un acercamiento de posiciones entre las entidades gremiales del sector y las empresas productoras y de servicios cuya actividad se centraliza en Vaca Muerta.

"Hay un acercamiento de las posiciones. Las empresas productoras y de servicios tratarán de ponerse de acuerdo en cómo enfrentar la negociación con nosotros y los petroleros jerárquicos", dijo Pereyra según informó hoy el sindicato.

Más temprano, tal como lo informó +e, las compañías ofrecieron pagar la suba del 16,2% reclamada por los sindicatos en dos cuotas. La primera de ellas en noviembre y otra en febrero. Se trata de pagos vinculados a la inflación que forman parte del acuerdo de la paritaria del 2019.

También, de acuerdo a fuentes de la industria, abonarían dos bonos de 30 mil pesos cada uno de manera adicional a la variación que forma parte de la paritaria 2019.

Los gremios y las compañías seguirán negociando el jueves próximo. Se trata de la última instancia de negociación que será parte de este tramo de la conciliación obligatoria convocada por el gobierno nacional para evitar medidas de fuerza. Al margen de los sindicatos de la Cuenca Neuquina, participan una docena de entidades sindicales de todo el sector petrolero.

Luego de una serie de encuentros tras la convocatoria del 11 de septiembre, el gremio que tiene la mayor representación en Vaca Muerta habla por primera vez de un posible acercamiento.

Por fuera de lo estrictamente salarial, está en juego el nivel de actividad en las áreas shale de Neuquén, en las que las empresas productoras se posicionaron con un pedido de mejorar un 30% los niveles de productividad.

Petroleras y trabajadores atraviesan uno de los peores años de la historia petrolera mundial. En particular, en Neuquén, hubo una drástica caída de las inversiones, producto de la situación macroeconómica del país en el último año y medio, a la que se sumó la cuarentena del coronavirus y sus efectos en los niveles de demanda de combustibles.

Las empresas, por otra parte, esperan definiciones en la política energética y la mejora de condiciones en el mercado doméstico para saber qué tipo de niveles de recuperación serán posibles en el corto y mediano plazo.

En el transcurso de la pandemia, no obstante, lograron abrir mercados en el resto del mundo: en tramos de la cuarentena las empresas con áreas en Neuquén colocaron el 40% de la producción total de la provincia (básicamente shale oil de bloques de la formación Vaca Muerta) en el exterior. Esto ocurrió en buena medida por las características del mercado, con gigantes mundiales del sector que operan en diversos países.

En medio de la crisis, encontraron una oportunidad para atenuar el impacto local del desplome del sector y encontrar canales de exportación que acaso en el futuro pudieran afianzarse en otro contexto económico.

En esta nota

Comentarios