Argentina

"Tenemos grandes oportunidades para Argentina y también para Neuquén"

Jorge Sapag habló sobre la crisis energética por la que atraviesa el mundo y las posibilidades de desarrollo en Vaca Muerta.

En una entrevista exclusiva en los estudios de LMPlay, el exgobernador de Neuquén, Jorge Sapag, analizó el contexto energético internacional y evaluó las oportunidades de crecimiento para la provincia y el país.

“La invasión a Ucrania fue una tragedia para la humanidad, lo estamos viendo con miles y miles de muertos. En este marco, aparece un nuevo escenario por las sanciones que se han aplicado a Rusia y también a Bielorrusia, que hace que la oferta y la demanda, tanto de alimentos e hidrocarburos, cambie”, comenzó el dirigente.

Para Sapag, las sanciones aplicadas al gobierno de Vladimir Putin “hacen que Europa y el resto del mundo están mirando a otros abastecedores de energía”. En este sentido, explicó: “Cambia el contexto en fertilizantes, en minerales, en hidrocarburos y por supuesto, en carbón. Hay que recordar que el carbón sigue siendo hoy el 30% de la matriz energética mundial, y es el que hay que reemplazar en esta transición con gas, y después ir a las energías limpias no contaminantes”.

Al ser consultado por los efectos del conflicto bélico en Argentina, el exmandatario detalló: "El país tiene una oportunidad. Aparece esta posibilidad de ir a ocupar el espacio que deja la oferta rusa. Tenemos grandes oportunidades para Argentina y también grandes oportunidades para Neuquén, donde es necesario planificar”.

Entrevista a Jorge Sapag.mp4

"Con el descubrimiento de Vaca Muerta, ocurrió un cambio. Argentina era un país con escasos recursos, y el paradigma de la escasez fue reemplazado por un escenario de abundancia, tenemos una gran cantidad de recursos en el subsuelo para cientos de años. Entonces, siendo la segunda reserva del mundo en gas no convencional y la cuarta de petróleo no convencional, se abre una posibilidad enorme”, agregó.

Por otra parte, Sapag se refirió a la necesidad de encaminar a la industria hacia la transición energética y sostuvo: “Antes teníamos un horizonte de reservas de 6 años de gas y petróleo para todo el país, y a raíz de la presencia de esta unidad geológica pasamos a 25/30 años de previsión. En la transición a las energías limpias que el mundo necesita para enfrentar el cambio climático y el cuidado del planeta, el gas toma un papel fundamental, y tenemos abundancia para ofrecer”.

“El recurso no es solamente para ofrecer al mundo, sino también para industrializar en origen, para autoabastecer a la república. Hay que hacer los ductos que sean necesarios y reemplazar las importaciones de Bolivia y de los barcos. Tenemos que tener mucho cuidado con aprovechar nuestras materias primas”, explicó.

“En invierno hay que tener mucho cuidado porque los barcos van a ser muy caros. El año pasado cada barco costaba 20 millones de dólares y este invierno podemos estar entre 100 y 150 millones de dólares por barco. Hay que ver si están las divisas, si son necesarios tantos barcos y si hay gas disponible en el mundo”, consideró Sapag.

En esta nota

Comentarios