acuerdo

La UE aspira un acuerdo sobre el embargo de petróleo ruso

Las autoridades confían en llegar a un acuerdo a lo largo de la semana. Hungría es el principal opositor a los embargos al crudo ruso.

La Unión Europea sigue queriendo acordar un embargo gradual del petróleo ruso en mayo, pese a la preocupación por el suministro en el este de Europa, rechazando las sugerencias de un retraso o de un suavizamiento de las propuestas.

La dependencia del petróleo ruso en Bulgaria, República Checa, Hungría y Eslovaquia supone el mayor obstáculo para llegar a un acuerdo de embargo que la Comisión Europea llevó a cabo a principios de mayo en respuesta a la invasión rusa en Ucrania el 24 de febrero.

Sin embargo, los diplomáticos y responsables se mostraron optimistas respecto a la posibilidad de llegar a un acuerdo, incluso a pesar de que la presidenta de la Comisión, Ursula von der Leyen, ha tenido dificultades para convencer al primer ministro húngaro, Viktor Orban, el más firme crítico del embargo propuesto.

"Habrá un acuerdo", dijo un diplomático de la UE, señalando que había flexibilidad en los niveles de transición e inversión propuestos para los países que dependen del petróleo ruso y que tendrán que encontrar otras fuentes de suministro.

Un segundo diplomático dijo que es posible llegar a un acuerdo el lunes, cuando los ministros de Asuntos Exteriores de la UE se reúnan en Bruselas, tras las conversaciones técnicas previstas para el fin de semana.

Un tercer diplomático dijo que existe la posibilidad de llegar a un acuerdo a lo largo de la semana. "Esto se va a decidir al más alto nivel político, entre Budapest y Bruselas. Soy optimista", afirmó.

Mientras que la mayoría de los estados de la UE tendrá que aplicar plenamente el embargo de petróleo ruso a fines de año, Hungría ya ha obtenido una exención hasta finales de 2024, al igual que Eslovaquia, mientras que la República Checa tendría hasta mediados de 2024.

Además de la prohibición del petróleo, se espera que más rusos cercanos al presidente Vladimir Putin sean sancionados en el mismo paquete, el sexto desde el inicio de la guerra de Ucrania, que Moscú califica de "operación militar especial".

En esta nota

Comentarios

Te puede interesar