misión

La misión neuquina atravesada por la macro

La falta de seguridad de importación fue el principal escollo en la misión de las pymes neuquinas en la OTC.

La industria hidrocarburífera tuvo su cumbre en la Offshore Technology Conference (OTC). El encuentro que se desarrolló en Houston, Estados Unidos, contó con la participación de empresarios que fueron de mano de Centro Pyme Adeneu. Los objetivos de la misión neuquina fueron variados. Desde hacerse conocer o relacionarse hasta comprar o vender tecnología o servicios y, por supuesto, actualizarse.

“Creo que las empresas deberían ir particularmente y no como un bloque, porque si van como un bloque siempre hay intereses más pesados y sesgados. La realidad es que a veces, a esa suerte de bloques o clubes no les creen porque ya les han fallado en el pasado. No digo que hayan querido fallar, pero sí ha pasado. Se acuerdan temas y después surgen trabas como, por ejemplo, se pide que lleven tecnología a Argentina y después no se pueden girar dividendos, lo cual es algo ilógico para el mundo del oil and gas”, sostuvo Martin Chuquer, encargado del portfolio de data analytics enfocado al oil and gas de Holling One.

Radicado en Estados Unidos desde hace apenas unos meses, Chuquer se mostró escéptico al decir que la misión “no es creíble porque en el pasado se han prometido cosas que no se cumplieron, desde condiciones o plazos hasta obras de infraestructura”.

Por otro lado, remarcó que las perspectivas de las pymes neuquinas están fuertemente impactadas por el contexto macroeconómico de nuestro país. En este punto, el profesional dijo: “La perspectiva es muy mala porque no pueden competir con otras pymes de Latinoamérica. Las compañías de Estados Unidos, México o Canadá no miran Argentina porque no hay seguridad de importación”.

“Un país como Polonia vino, expuso y se organizó. Trajo cerca de 20 expositores de distintas líneas y Argentina era un grupo de un montón de marcas sin un plan definido ni mesas de trabajo o de diálogo previstas”, afirmó.

Creo que se perdió la oportunidad, esa es la sensación que nos quedó a nosotros y a gente que ya tiene años de experiencia en el rubro. Te hablo de gente que me decía ‘esto pasó en los 80, en los 90, en el 2000 y está pasando ahora otra vez, se pierden chances”, agregó.

Stand Offshore Technology Conference (OTC) (2).jpg

Sin embargo, resaltó que había visto casos exitosos de empresas que tendieron puentes por fuera de la misión impulsada por el gobierno provincial. “También debo decir que han tenido éxito las empresas que dialogaron por sí solas y que han podido plantear una suerte de tándem. Con esta estrategia he visto casos exitosos, no así para los que fueron en conjunto”, aseguró en diálogo con +e.

“Estados Unidos y Canadá no tienen recursos humanos para cubrir la demanda que hay en la cadena de valor primaria y la pregunta es cómo piensan suplantarlo, tanto sea de forma local o remota, con las exigencias migratorias que le ha puesto el anterior gobierno a las compañías que operan aquí, en el norte”, planteó Chuquer, quien tiene una larga trayectoria en la industria en nuestro país.

De hecho, el profesional contó que encontró a las “empresas americanas muy enfocadas a lo que iban a mostrar y a lo que querían cerrar o pedir en cuanto a las problemáticas que surgen a raíz de que tienen que producir 2 millones de barriles más que el año pasado. Eso los pone frente al desafío de conseguir servicios y personal idóneo”.

En este contexto, Chuquer comentó que él participó de la OTC para “escuchar, porque somos una startup y nos dimos cuenta cuál es el target al que podemos abastecer. Para nosotros es muy importante entender el ida y vuelta, aunque llevar productos para allá (Argentina) es muy difícil porque no lo podemos importar, pero la mano de obra es muy buena”.

“Hacemos trabajos de herramientas que tienen relación con la captura de datos y el armado y la ubicación de masas de datos grandes que son insumos para otras herramientas. Esta es la arquitectura de soluciones de las que disponemos. Nosotros tenemos que adecuarnos a las reglas y debo decir que cuando escuchan que venimos de Sudamérica, se levanta una alerta porque les han fallado”, dijo el ejecutivo de la startup que cuenta con equipos de trabajo en Argentina (Neuquén y Buenos Aires), y en Estados Unidos (La Florida y Houston).

En esta nota

Dejá tu comentario