Australia

Australia fomenta el interés de sus empresas en venir a la Argentina

Los empresarios tienen interés en el país, tanto en nuevos proyectos de exploración y explotación como en la provisión de tecnología.

Australia se propuso mostrarle a la Argentina su interés por ampliar su presencia en el país con inversiones en el sector de la minería, tanto en nuevos proyectos de exploración y explotación como en la provisión de tecnologías de automatización digital para las operaciones que ya están en marcha, y también apunta al segmento de desarrollo de las energías de fuentes renovables como el hidrógeno.

Con más de 200 años de experiencia en minería, Australia creó un ecosistema de tecnologías de automatización competitivas en la industria extractiva. Hoy el sector representa casi un 11% de su Producto Bruto Interno (PBI) y en 2020, logró exportaciones por 221 mil millones de dólares.

Según la Australian Trade and Investment Commission (Austrade), que es la oficina comercial que tiene el gobierno de ese país y trabaja desde la embajada en la Argentina, hay más de 100 empresas australianas activas en el país, de las cuales alrededor de un 40% son mineras o proveedoras de servicios o equipamientos tecnológicos. Y la intención, confirman a +e, es que sean muchas más.

“En sectores como el de la minería, hoy hay grandes oportunidades comerciales, tanto como para inversores de afuera como para empresas de afuera que quieran venir a la Argentina, y también para desarrollar las empresas locales”, señala a +e Sebastián Rendina, director de Desarrollo de Negocios de la oficina comercial del gobierno australiano.

“Lo que hacemos es trabajar con partners o joint ventures, porque en general las empresas no pueden venir solas, sin saber el idioma o sin entender por qué hay cinco tasas de cambio distinta, entonces vinculamos empresas y proyectos para que encuentren una modalidad conjunta que les permita desarrollar también las economías locales”, describe Rendina y agrega que en este momento cuenta con un portafolio de empresas que van desde optimización de perforación, el tratamiento de aguas y gestión de relaves, hasta gestión de licencia social y cierre de minas.

Potencial geológico

Para el directivo de Austrade, la Argentina tiene más potencial geológico que Chile, que de ser importador de tecnología australiana pasó a ser su competidor. "Se prevé que con los movimientos políticos que se ven en Chile y en Perú, que son los dos países mineros por excelencia de la región, muchas inversiones se podrían desplazar hacia la Argentina, que cuenta con el apoyo del gobierno federal para desarrollar la minería”, evalúa Rendina.

No obstante, a su decir, uno de los desafíos del país son las provincias antimineras como Chubut y Mendoza, que a pesar de tener proyectos en carpeta con grandes avances de desarrollo cuentan con leyes locales que prohíben la actividad minera.

“Como parte de la inversión en investigación y nuevas tecnologías del gobierno de Australia, la CSIRO, que son las siglas de Commonwealth Scientific and Industrial Research Organization, desarrolla un método de lixiviación sin cianuro. Faltan completar estudios, hay qué ver la viabilidad que tiene, pero se ha avanzado mucho en eso y es uno de los temas que se cuestionan a la actividad en algunas provincias argentinas”, sostiene Rendina.

Otro de los desafíos que según el representante de Austrade tiene el país para atraer más inversiones es el de la infraestructura básica.

Hay más de 100 empresas australianas activas en la Argentina, de las cuales alrededor de un 40 por ciento son mineras o proveedoras de servicios o equipamientos tecnológicos, según la Australian Trade and Investment Commission.

“Ya lo vimos con Vaca Muerta. Encarece mucho el costo del transporte, de la operación, de la red eléctrica. Todas las mineras que se instalaron en el país debieron hacer su infraestructura. En general, están acostumbradas a trabajar en lugares remotos, pero en la Argentina es un dato a evaluar al momento de definir inversiones”, subraya el representante del gobierno australiano.

En tanto, el litio es uno de los sectores que resulta más atractivo. “El litio es el interés número uno de los inversores australianos en la Argentina”, afirma Rendina. Australia es el primer productor de litio del mundo, la siguen Chile y China. Si bien está cerca, la Argentina todavía está afuera del podio y la distancia con Australia se ensanchó mucho los últimos cinco años.

LITIO Argentina 1.jpg

> Sustentabilidad ambiental

“Australia es un ejemplo de un país que logró desarrollar la minería de modo sustentable y haciendo un uso eficiente de los recursos, como el agua que es uno muy escaso, y protegiendo las tierras a futuro cuando se cierren la minas. Y es un país agrícola además, es decir que también es ejemplo de que se pueden hacer las dos cosas”, dijo Sebastián Rendina, director de Desarrollo de Negocios del gobierno australiano.

> Litio, un sector de gran atractivo

El último proyecto de litio que se puso en marcha en el país fue en 2014 en Jujuy. Se llama Proyecto Olaroz y está a cargo de la firma australiana Orocobre. Actualmente, está en expansión para duplicar su capacidad instalada. Asimismo, gran parte de las empresas que están explorando en el Noroeste argentino son de origen australiano, como Galaxy Resources, que cuenta con el Proyecto Sal de Vida.

En esta nota

Comentarios

Te puede interesar