residuos

Dos imputados por contaminar el Parque Industrial con residuos petroleros

Entre 2007 y 2009, en el predio funcionó una planta de tratamiento de residuos petroleros, que quedaron durante diez años en el predio sin tratamiento.

La Justicia formuló cargos contra dos hombres por haber dispuesto de residuos peligrosos durante más de diez años en un predio del Parque Industrial que funcionaba como una planta de tratamiento de residuos peligrosos. Los dos imputados asistieron a la audiencia desde Buenos Aires a través de una teleconferencia.

Según se informó desde la Fiscalía, los hechos ocurrieron en el Lote M, Manzana 3 del Parque Industrial Oeste de la ciudad de Neuquén. El predio fue asignado a la empresa High Pressure Vaccun Petroleum S.A mediante Decreto provincial 437/08 y los acusados, en distintos momentos, pero siempre dentro del período en que ocurrieron los hechos, ocupaban cargos directivos en la firma.

Según la teoría del caso planteada por la Fiscalía, entre 2007 y 2009, en el predio funcionó una planta de tratamiento de residuos petroleros. Constaba de cuatro piletas construidas en el suelo con una geomembrana, con una capacidad total de 2.452 metros cúbicos y destinadas al tratamiento fisicoquímico de residuos provenientes de recortes de perforación, fondos de tanque y otros residuos peligrosos.

En ese período, la empresa recibió aproximadamente 2.300 metros cúbicos de residuos con el compromiso de proceder a su tratamiento, pero no lo hizo. En la actualidad, los residuos permanecen depositados en el predio, sin tratamiento y sin que se adopten los resguardos necesarios para preservar la salud y el ambiente.

El fiscal jefe, Maximiliano Breide Obeid, encuadró los hechos en el delito de contaminación peligrosa para la salud pública y atribuyó la responsabilidad a los dos hombres que ocupaban cargos en la compañía en ese período. Tras un cuarto intermedio, la jueza de garantías hizo lugar a los cargos formulados por la fiscalía en todos sus términos y coincidió en la necesidad de declarar el caso como complejo, con el objetivo de delimitar la pluralidad de víctimas y los alcances del posible daño ambiental, entre otras razones.

La jueza también hizo lugar a la inhibición general de bienes y el bloqueo de las cuentas respecto de la empresa y dispuso, a solicitud de la fiscalía, que no se puedan realizar modificaciones ni intervenciones en el sector de piletas del predio por el plazo de 60 días.

En esta nota

Comentarios

Te puede interesar