inversores

Los inversores vuelven a GameStop

Es tras alivio de restricciones en el curioso caso ocurrido frente a inversores amateurs en Wall Street.

Wall Street se preparaba este viernes para el regreso de un ejército de inversores amateurs dispuestos a negociar con GameStop y otros valores en boga cuyas espectaculares subidas durante esta semana —y su posterior suspensión— han enfrentado a los inversores minoristas con fondos de cobertura que toman posiciones cortas.

Las acciones de GameStop, AMC Entertainment y BlackBerry se desplomaron más de un 40% el jueves último después de que varias plataformas online impusieran interrupciones a las compras, pero se recuperaron en las últimas operaciones cuando Robinhood e Interactive Brokers dijeron que tenían previsto suavizar las restricciones el viernes.

El choque entre los inversores particulares y los vendedores en corto profesionales ha sacudido los mercados mundiales de acciones, ya que los fondos se vieron obligados a vender algunas de sus acciones de mejor rendimiento, incluyendo Apple Inc, para cubrir miles de millones de dólares de pérdidas.

Los futuros de Wall Street y los mercados bursátiles europeos caían un 1% el viernes, mientras que las bolsas asiáticas apuntaban a su mayor pérdida semanal en meses.

Las acciones de GameStop se dispararon hasta un 100% antes de la apertura oficial del mercado en Nueva York.

"Mi expectativa es que esto pierda fuerza y la gente de Robinhood busque un objetivo diferente, pero normalmente estas cosas vienen en oleadas", dijo Andrea Cicione, jefe de estrategia de TS Lombard en Londres.

Inversores, famosos y responsables políticos denunciaron las restricciones del jueves, mientras dos clientes demandaron a Robinhood por la prohibición de operar. Comisiones parlamentarias de Capital Hill señalaron que celebrarían sesiones sobre el asunto.

En el foro de Reddit WallStreetBets —con casi seis millones de miembros—, GameStop y AMC seguían siendo los valores favoritos.

J.P. Morgan ha nombrado 45 valores que pueden ser susceptibles de sufrir "eventos de fragilidad" en los próximos días, entre ellos la inmobiliaria Macerich Co, la cadena de restaurantes Cheesecake Factory Inc y el servicio de suscripción de ropa Stitch Fix Inc.

Al igual que GameStop, AMC y American Airlines Group Inc, todas tienen elevados volúmenes de posiciones cortas o vendedoras, lo que las hace susceptibles a estrangulamientos de posiciones cortas (conocidos como "short squeeze" en inglés) sobre los fondos que han apostado por la caída de las acciones.

En las posiciones cortas o vendedoras, los inversores profesionales apuestan a que una empresa va a caer en bolsa, tomando acciones prestadas y vendiéndolas al precio actual, para después recomprarlas (y devolverlas) a un precio más bajo una vez hayan caído, embolsándose la diferencia.

Sin embargo, esta jugada conlleva el riesgo de que dichos inversores se vean obligados a comprar de nuevo los valores a un precio mayor de lo que habían esperado para no registrar pérdidas, creando así un efecto alcista aún más agudo en el precio del activo.

"Definitivamente, no se trata de algo puntual", dijo Randy Frederick, vicepresidente de comercio y derivados del Centro Schwab de Investigación Financiera. "Creo que el tipo de actividad que impulsó ese (movimiento) al alza, creo, ha hecho que la gente intente imitarlo en otras firmas".

MERCADOS-DERIVADOS-NYORK.jpeg
Imagen de archivo de un hombre usando mascarilla mientras camina en Wall Street durante la pandemia de coronavirus en la Ciudad de Nueva York, Nueva York, Estados Unidos. 13 de marzo, 2020. REUTERS/
Imagen de archivo de un hombre usando mascarilla mientras camina en Wall Street durante la pandemia de coronavirus en la Ciudad de Nueva York, Nueva York, Estados Unidos. 13 de marzo, 2020. REUTERS/

¿Robar a los ricos?

El corredor online Robinhood ha sido uno de los lugares más activos durante el frenesí de las operaciones minoristas, pero sus repentinas restricciones a la compra desencadenaron una serie de protestas en línea, mientras la firma recurría a líneas de crédito para asegurarse de que podía seguir operando.

El New York Times publicó que Robinhood iba a captar más de 1.000 millones de dólares de sus inversores actuales después de verse afectado por los altos volúmenes y la volatilidad de las operaciones de esta semana.

El corredor online no respondió inmediatamente a una solicitud de comentarios de Reuters, pero indicó en una entrada de blog que la volatilidad había afectado sus obligaciones de mantener reservas y a los depósitos de compensación de pagos, añadiendo que no había ninguna crisis de liquidez.

Considerado por los profesionales del mercado como "dinero tonto", el ejército de operadores minoristas —algunos de ellos antiguos banqueros que trabajan para sí mismos— se ha convertido en una fuerza cada vez más poderosa del mundo financiero, lo que ha provocado llamamientos a un mayor escrutinio de las operaciones en aplicaciones online de fácil acceso alimentadas por foros anónimos en las redes sociales.

Tras los movimientos del jueves, quienes participan en las operaciones se enfrentan ahora al dilema de cerrar las posiciones en rojo con pérdidas, vender para cobrar las ganancias o seguir presionando para obligar a más vendedores en corto a capitular.

"Ahora estamos descubriendo realmente lo que puede pasar cuando algo no sale como ellos quieren", dijo JJ Buckner, un operador de Robinhood de 29 años cuya transmisión en directo en YouTube obtuvo más de 250.000 visitas a principios de esta semana.

En esta nota

Comentarios

Te puede interesar