Exxon

Exxon reporta pérdidas anuales por primera vez en su historia

Los coletazos del COVID-19 a lo largo del 2020 afectaron a la industria del petróleo y del gas en todo el mundo.

Exxon Mobil, el principal productor de petróleo de Estados Unidos, anunció este martes su primera pérdida anual como "empresa pública", es decir aquellas que cotizan en la bolsa estadounidense, porque la pandemia del COVID-19 golpeó los precios de la energía y redujo el valor de sus activos de gas de esquisto en más de 20.000 millones de dólares en el cuarto trimestre.

Exxon recortó hasta un 15% de su plantilla y retrasó proyectos de petróleo y gas tras aceptar que los precios del petróleo podrían permanecer por debajo de 60 dólares el barril por años. Además, el año pasado añadió 22.000 millones de dólares a su deuda para cubrir dividendos y gasto en proyectos.

La compañía informó de una pérdida neta anual de 22.440 millones de dólares en 2020, en comparación con una ganancia para todo el año de 14.340 millones de dólares en 2019.

Exxon registró cuatro trimestres consecutivos de pérdidas en 2020 y está bajo fuego de inversores que presionan para que haya un cambio en el directorio y una mejor estrategia para una transición a combustibles más limpios.

La compañía nombró el martes al expresidente de Petronas Tan Sri Wan Zulkiflee Wan Ariffin, para su consejo de administración y dijo que estaba en conversaciones con otros candidatos.

Las acciones de Exxon subían un 2,3% a unos 46 dólares en las operaciones previas a la apertura.

Otras grandes petroleras también están bajo presión, ya que las restricciones de viaje relacionadas con la pandemia debilitan la demanda por combustible y estimulan la reducción de costos de las empresas energéticas.

Su rival BP había informado el martes de su primera pérdida anual en una década, mientras que Chevron reportó el viernes la primera anual desde 2016.

Royal Dutch Shell presentará sus resultados financieros el jueves y Total SA lo hace la próxima semana.

Exxon registró una pérdida neta de 20.200 millones de dólares, o 4,70 dólares por acción, en el cuarto trimestre finalizado el 31 de diciembre, en comparación con un beneficio de 5.690 millones de dólares, o 1,33 dólares por acción, de hace un año.

Excluyendo el deterioro y otros cargos, la compañía ganó 3 centavos por acción, superando la expectativa media de los analistas de una ganancia de un centavo, según datos de Refinitiv IBES.

La producción de petróleo y gas de Exxon se mantuvo estable en 3,7 millones de barriles de petróleo y gas al día en el trimestre, ya que la Organización de Países Exportadores de Petróleo redujo la producción

En esta nota

Comentarios