Vaca Muerta

Sin avances en la nueva mesa de diálogo por Vaca Muerta

Fue uno de los acuerdos tras la crisis de los telegramas. "Ellos sabrán porque no quieren sentarse a dialogar", criticó el sindicalista Guillermo Pereyra.

Pese a ser catalogada como "permanente", la mesa de diálogo que acordaron los sindicatos y las cámaras empresarias del sector hidrocarburífero no se ha reunido. La primera convocatoria tenía que ser en la primera semana de febrero, sin embargo a la fecha no hay señales de una reunión con la finalidad de sostener la actividad y resolver temas que afecten las inversiones en Vaca Muerta.

Así lo indicó el secretario general del Sindicato del Petróleo y Gas de Río Negro, Neuquén y La Pampa, Guillermo Pereyra, ante una consulta de +e. "Nuestro objetivo es mantener la actividad en Vaca Muerta. Pero muchos de los temas les preocupaba más a las empresas que a nosotros. Ellos sabrán porque no quieren sentarse a dialogar", apuntó el líder de los petroleros privados.

"La mesa todavía no funciona, nosotros no sabemos los motivos. Y tampoco lo vamos a empujar, porque los principales interesados son las empresas. En esta mesa de diálogo la agenda incluía el precio del gas en boca de pozo, el precio en los surtidores y el tema de aplicar retenciones móviles", remarcó Guillermo Pereyra.

Esta mesa permanente de diálogo fue producto del último conflicto en Vaca Muerta, donde las contratistas enviaron casi 700 telegramas. Aquella crisis implicó la intervención del gobierno nacional, que logró reunir en distintas sesiones a los dirigentes del gremio de base y de jerárquicos con los representantes de las cámaras empresariales.

En aquella oportunidad, Pereyra y Manuel Arévalo tuvieron una reunión con los ministros Matías Kulfas de Desarrollo Productivo y Claudio Moroni de Trabajo para evitar medidas de fuerza en Vaca Muerta.

LEÉ MÁS

Frenan despidos en Vaca Muerta y arman una mesa de negociación

Un diálogo extendido para resolver la crisis de los despidos

En esta nota

Comentarios