UOCRA

La UOCRA también siente el freno de Vaca Muerta

Hay 1000 trabajadores suspendidos y 1800 que están en sus casas cobrando. El gremio negocia con YPF a nivel nacional.

Unos 3000 trabajadores afiliados a la UOCRA están pendientes de la negociación que mantiene por estas horas la conducción nacional con empresas del sector petrolero. La entidad sindical busca garantizarles un salario en medio de la pandemia del coronavirus, que paralizó las obras que se venían realizando en áreas de Vaca Muerta.

Del total de obreros que se desempeñan con empresas del sector, hoy hay unos 1800 que están percibiendo sus haberes de parte de las empresas contratistas para las que se desempeñaban.

Al mismo tiempo, hay otros 1000 que cobraron su última quincena antes del decreto que estableció la cuarentena y paralizó las actividades. En este caso, hoy se vence la suspensión por 20 días sin goce de haberes, algo que por el convenio laboral del gremio las contratistas podían aplicar. Este sector alcanzó a cobrar su última quincena antes de la medida nacional que resguardó al personal de todos los sectores industriales para evitar el impacto de la pandemia.

El interventor de la UOCRA en Neuquén, Víctor Carcar, informó que estos obreros, una vez finalizado el plazo de la suspensión, "deberían cobrar su salario de las contratistas para las que se desempeñan".

En paralelo, hay unos 1800 trabajadores cuyos ingresos se están discutiendo en una meda de negociación. Carcar afirmó que la conducción nacional del sindicato que encabeza Gerardo Martínez mantiene "negociaciones con YPF para llegar a un acuerdo que permita que la empresa asuma el pago de sueldos y que no se corte la cadena de pagos producto de la falta de trabajos con las contratistas".

"Hay empresas que quisiaran empezar con algunas obras. Pero con las restricciones actuales la logística es un problema. Para evitar un desastre con los contagios, se optó por un protocolo muy rígido. Y hay mucha gente de afuera, de Buenos Aires, supervisores por fuera del convenio de la UOCRA, para los que es un problema poder venir a Vaca Muerta", dijo.

La negociación del gremio es una de las que de se desató por la actual coyuntura de más baja actividad en los yacimientos shale de Vaca Muerta. En forma paralela, se desarrolla la negociación que abarca la condición de miles de trabajadores del sector de campos petroleros que están en sus casas a la espera de saber cuánto percibirán de sus haberes habituales.

En esta nota

Comentarios