petróleo

El superpozo de Exxon: 2460 barriles por día

La compañía ostenta el récord de producción diaria en Vaca Muerta. Se trata de una perforación en el área Bajo del Choique-La Invernada.

ExxonMobil rompió otro récord de producción en Vaca Muerta al obtener un promedio de 2460 barriles diarios de petróleo. Es el pozo BdC-5 (h), ubicado en el área Bajo del Choique-La Invernada.

En marzo de 2019 se terminó de perforar, las tareas de completación incluyeron 41 etapas de fractura, realizadas en junio de 2019, y comenzó a producir en noviembre de 2019. Tiene una rama lateral de 2.437 metros.

En la misma locación se ubican los pozos BdC-6 (h), que comenzó a producir en febrero de 2020, y BdC-7 (h). Según los resultados del pozo 5, ExxonMobil espera tener niveles de producción similares en los otros pozos.

La compañía norteamericana tiene siete pozos terminados en Bajo del Choique-La Invernada. Tal como lo adelantó +e, en medio de la caída de la actividad en Vaca Muerta. Según los datos de la empresa, el bloque produce 3857 m3 de petróleo mensuales y 1.833.400 m3/d de gas con sus pozos 2, 3, 4 y 5 (este último conectado en noviembre pasado).

El dato de la gran producción de su “superpozo” va en sintonía con el avance en la curva de aprendizaje en la formación no convencional. El 70% de los pozos más productivos del país se encuentra en Vaca Muerta. En buena media, se relaciona a la extensión de las ramas laterales de las perforaciones no convencionales, algo que trajo aparejado el incremento de las etapas de fractura.

Al mismo tiempo, el 2019 fue el año del despegue de la producción acumulada de cada pozo. En este caso, también, de los diez pozos más productivos del país, cinco se encuentran en Loma Campana. A lo largo de un año produjeron entre 289 mil y 404 mil barriles diarios.

En parte, el desempeño de los pozos de Vaca Muerta explica la centralidad del proceso de inversiones en los últimos cinco años, que en buena medida se concentró en Neuquén. Al menos hasta antes de la baja de la actividad tras el freno interno de precios del crudo.

Estos resultados no solo se registran en las perforaciones de shale oil sino también en el gas, con muy buenos desempeños si bien la expansión de las áreas gasíferas se encuentra estancada por el mix de precios internos y ciclo estacional del consumo. La enorme cantidad de recursos existente requiere de nuevos mercados a los que ir a comercializar.

Para este segmento, el contexto fue poco alentador en el último recorte en la cantidad de etapas de fracturas: el tight gas, en su momento el precursor de a la producción no convencional, no registró fracturas en febrero.

Esto podría abrir un panorama de dificultades para el país hacia el 2021, si es que no se motoriza un plan que permita la llegada de inversiones. De este modo, se podría evitar la necesidad de acudir a mercados externos para tener que importar gas.

En esta nota

Comentarios