OPEP

La OPEP se inclina por recortes más drásticos

El cartel petrolero podría ir por más recortes para estabilizar los precios del crudo ante el impacto del coronavirus. La OPEP+ se reunirá en marzo.

Varios miembros importantes de la OPEP se están inclinando por aplicar recortes más profundos de la producción de crudo de lo anticipado, después de que los precios cayeran bajo 50 dólares el barril ante el temor a que la epidemia de coronavirus golpee la demanda.

Arabia Saudita está considerando acceder a un recorte adicional de un millón de barriles de petróleo por día para el segundo trimestre de 2020, más que la propuesta inicial de una disminución de 600.000 bpd, dijeron las fuentes.

El diario Financial Times fue el primero en reportar sobre las perspectivas de recortes más drásticos. El coronavirus ha causado casi 2.800 muertes en China y se ha propagado a decenas de otros países.

Los precios del crudo Brent han cedido más de un 25% este por la expectativa de una menor demanda derivada de un crecimiento económico más débil, lo que está alarmando a los miembros de la OPEP.

La OPEP y sus aliados, incluyendo a Rusia -un bloque conocido como OPEP+- están aplicando actualmente un recorte de 1,7 millones de barriles por día como parte de un compromiso que concluye a fin de este mes. La crisis del coronavirus en China está alterando a los mercados.

La mirada de los analistas

Los precios del crudo empezaron este viernes con una caída hasta su mínimo en más de un año y se encaminaban a su mayor desplome semanal en más de cuatro años, mientras la propagación del coronavirus aumentaba el temor a una desaceleración de la demanda mundial.

El contrato más activo del referencial Brent, para entrega en mayo, cedía hasta quedar en u$s 50,31, su cota más reducida en 14 meses. El contrato para abril expira más tarde en la sesión. Los futuros del West Texas Intermediate (WTI) perdían hasta ubicarse en los u$s 45,70 el barril. El crudo estadounidense ha perdido cerca de un 14% en la semana, su mayor desplome semanal desde mayo de 2011.

El barril de Brent, que cayó cerca de un 2% en la víspera, se ha desplomado casi un 13% en la de semana, encaminándose a su declive semanal más abrupto desde enero de 2016. "Un crudo Brent por debajo de 50 dólares el barril será un escenario de pesadilla para la OPEP y podría provocar una respuesta de algún tipo por parte del grupo central", dijo Jeffrey Halley, analista de mercados de la correduría OANDA.

"Tenemos que creer que el virus COVID-19 será contenido más pronto que tarde. Tengo optimismo de que podamos ver noticias positivas a mediados de la próxima semana como muy tarde", afirmó Sukrit Vijayakar, director de la consultoría energética Trifecta. "Por consiguiente, el súbito desplome de la demanda volverá a subir con igual premura, hasta al menos entre el 75% y el 90% de los niveles previos. El alza se verá alimentada por los bajos precios actuales", agregó.

Los mercados petroleros esperan recortes de producción más profundos por parte de la OPEP y un grupo de aliados liderado por Rusia. El grupo tiene previsto reunirse el 5 y 6 de marzo en Viena para decidir sobre sus políticas.

LEÉ MÁS

El petróleo baja su precio por quinto día

La AIE prevé una fuerte caída en la demanda mundial

En esta nota

Comentarios